Qué es la ansiedad

Todos hemos pasado por momentos angustiosos donde no hemos sabido como afrontar una gran adversidad. Es una experiencia realmente terrible, donde notaremos como nuestro estrés se eleva sin remedio. Toda esa tensión que experimentamos en esos malos momentos, cuando se prolonga en el tiempo, se transforma en la temida ansiedad, y aparecen todos sus síntomas. Es cuando tenemos que buscar un tratamiento para la ansiedad.

La verdad es que la ansiedad es necesaria. Todos los seres vivos la experimentan, y les ayuda a estar preparados para actuar ante un posible peligro. Por lo tanto, podemos afirmar que la ansiedad es en si un mecanismo de supervivencia. Pero lo realmente patológico, es cuando ese sistema de alarma queda permanentemente “activado”, y percibimos todo como un peligro potencial, haciendo que aumente nuestro estrés y nuestra angustia. Es la denominada ansiedad patológica. Y en estos casos es necesario un tratamiento psicológico para la ansiedad.

La ansiedad es un trastorno que no desaparece por si solo, y sus síntomas son realmente angustiantes y dolorosos. Es cierto que podemos aprender a controlar los efectos de la ansiedad, pero nunca desaparecerá del todo. Siempre acabará apareciendo si nos encontramos en situaciones adversas que no sepamos gestiona. Por todo ello, necesitamos tratar la ansiedad, para hacer desaparecer todos sus síntomas, y sentirnos bien de nuevo. Apuesta por el tratamiento para la ansiedad.

Nadie tiene por qué vivir con esa angustia, y padecer toda la tensión que la ansiedad acumula en nuestro cuerpo y en nuestra mente. No podemos mirar nunca hacia otro lado, ni buscar atajos, ni medicamentos milagrosos. La ansiedad es fruto del miedo, y tenemos que saber cuáles son nuestros miedos, y como podemos gestionarlos adecuadamente. Para ello necesitamos tratar nuestra ansiedad desde la intervención psicológica. La terapia nos dará todas las herramientas que necesitamos para vencer a este trastorno, y dejar de sufrir su angustiosa sintomatología.

Síntomas de la ansiedad 

Antes de descubrir los síntomas más comunes de la ansiedad, deberíamos tener en cuenta que este trastorno afecta a cada persona de un modo diferente. Es decir, hay personas que padecerán ciertos síntomas, y otras personas pueden padecer síntomas muy distintos. Todo dependerá de las características emocionales y psicológicas de cada persona. Y entre los síntomas de la ansiedad más comunes podemos encontrar:

  • -Dificultad para pensar y concentrarse.
  • -Opresión en el pecho, sensación de ahogo, y taquicardias.
  • -Mareos, náuseas y palidez.
  • -Alteraciones de sueño. Necesidad de dormir poco, o muchas horas.
  • -Afecciones cutáneas.
  • -Nerviosismo, e incapacidad para tener calma.
  • -Problemas digestivos, como son diarreas o vómitos.
  • -Sensación de perder el control.
  • -Pensamientos catastrofistas, o sensación de que algo terrible va a suceder.
  • -Dolores musculares y cefaleas.
  • -Tendencia al aislamiento o problemas para relacionarse.
  • -Miedo o fobias irracionales.
  • -Posible idealización acerca del suicidio.

Para poder controlar los síntomas y llegar a superarlos, debemos tratar lo que los provoca, es decir, nuestra ansiedad. Si miramos hacia otro lado, y no tratamos nuestros miedos y nuestra angustia, los síntomas siempre aparecerán, y lo harán cuando experimentemos una situación adversa que no sepamos como afrontar. Por ese motivo, es necesario busca un tratamiento para la ansiedad efectivo. Debemos apostar por la terapia.

Causas de la ansiedad

Todos estamos expuestos a sufrir ansiedad. Eso es lo cierto. Solamente con sufrir una adversidad personal, sentimental, o de cualquier otra índole, que no sepamos como gestionar hará que nuestros niveles de estrés se eleven sin remedio. Soportar un gran estrés durante un tiempo determinado favorecerá que padezcamos los primeros síntomas de la ansiedad, y que al final este trastorno se quede en nuestras vidas. 

Es cierto que a menudo la genética puede ser un desencadenante a la hora de padecer ansiedad, pero no es determinante. Todos podemos padecer este trastorno independientemente si hay algún caso en nuestra familia directa o no. Como ya he dicho en el apartado anterior, para padecer ansiedad solamente es necesario que nos enfrentemos a una gran adversidad que no sepamos gestionar, o no sepamos como afrontarla adecuadamente. Ello es sin duda la causa principal de padecer este terrible trastorno. Debemos apostar por el tratamiento para la ansiedad.

Para poder combatir y superar la ansiedad de un modo efectivo, debemos antes conocer que la ha provocado. Debemos averiguar que nos asusta, y cuáles son esos miedos que tanto nos paralizan. Sabiendo la raíz o la causa principal de nuestra ansiedad, podremos mediante una intervención psicológica, desarrollar técnicas que te ayuden a controlar todo aquello que te afecta, y afrontarlo con éxito. Tenemos que apostar por sentirnos bien de nuevo, y dejar a un lado todo aquello que nos angustia.

Tratamiento para la ansiedad

Tenemos que entender que la ansiedad no se cura, se supera, Y antes de lograr superar la ansiedad debemos aprender a controlarla. Todo ello se consigue mediante la terapia psicológica. Gracias a ella podemos disponer de todas las herramientas para poder vencer a este trastorno. La terapia nos ayuda a saber qué nos da tanto miedo y tanta angustia, y nos enseña a como controlar nuestra ansiedad hasta lograr superarla del todo. Pero claro, no es fácil ni rápido. Si quieres superar para siempre la ansiedad, debes saber que el camino es largo, y necesitarás de todo tu esfuerzo. Y ese es un precio que pocas personas están dispuestas a pagar, y es por ello que conviven por siempre con este trastorno. Es un precio demasiado alto, ¿no crees?

Como la terapia es costosa y lenta, muchas personas optan por el tratamiento para la ansiedad con medicamentos. Siento decirte que en la lucha contra este trastorno no existen atajos ni productos milagrosos. Los ansiolíticos solamente te calman, pero no sirven para tratar tu ansiedad. Es simplemente un parche que te permitirá estar tranquilo aunque sea de forma momentánea. La única vía para vencer a la ansiedad para siempre es la terapia. Así que, apuesta por el tratamiento de la ansiedad y vuelve a sentirte bien de nuevo.

Servicios de tratamiento de la ansiedad

Consulta vía Email

25

Euros


Envío de pregunta por Email

Análisis completo.

Respuesta en menos de 24 horas.

Terapia Chat Escrito

50

Euros/mes


2 Sesiones de 45 minutos cada mes.

Acceso a todos los cursos.

Seguimiento continuo.

Terapia vía telefónica

80

Euros/mes


2 Sesiones de 45 minutos cada mes.

Acceso a todos los cursos.

Seguimiento continuo.

Recomendaciones para el tratamiento de la ansiedad

Además de acudir a terapia, podemos seguir una serie de recomendaciones que nos ayudarán a no aumentar, y controlar nuestra ansiedad. De ese modo podemos llegar a encontrarnos mucho mejor, y así poder estar más disponibles emocionalmente a la hora de recibir ayuda terapéutica. Y entre dichas recomendaciones podemos encontrar:

  • -Actívate. Si sientes que la ansiedad se está adueñando de tu cuerpo y de tu mente, lo mejor que puedes hacer es moverte, y realizar actividades que te permitan estar centrado en cosas positivas. Por ejemplo, puedes apostar por el deporte, por la música, o por el arte. Aprovecha para hacer todo aquello que te gusta, y quizás dejaste de hacer por culpa de tu ansiedad.
  • -Relaciónate. No te aísles y sal de casa. Retoma todas aquellas relaciones que la ansiedad te ha arrebatado. Vuelve a quedar con todas esas personas que quieres y que te quieren, y déjate cuidar. Incluso puedes aprovechar para conocer a personas nuevas. 
  • -Escucha tus emociones. Si te sientes triste, o quizás angustiado, no intentes acallar todo lo que experimentas. Las emociones aparecen para decirte algo, y normalmente es para indicarte que necesitas cambiar algo en tu vida. Escucha e identifica que tiene que decirte cada emoción.
  • -Aprende a relajarte. Tienes que buscar alguna técnica que te ayude a relajarte. Puedes probar con la respiración diafragmática, que es una técnica muy simple de relajación. O quizás puedes probar con técnicas como el yoga o el taichi. Haz aquello que te resulte más efectivo a la hora de relajarte.
  • -Ten buenos hábitos. Procura dormir todo lo que necesites, y comer sanamente. Intenta no tomar alcohol o fumar. Tener unos hábitos saludables te permitirán sentirte mejor y rebajar tu nivel de angustia.
  • -Establece unos horarios. Planifica tu día a día. Ten un horario para dormir, para tus actividades, para descansar, etc. Tener un día organizado te permitirá tener una mente organizada. Es importante que tengas unos horarios fijos para todo.
  • -No te exijas demasiado. Tu día solamente tiene 24 horas. Así que, no quieras hacerlo todo. Tómate tu tiempo para hacer cualquier cosa, sin agobios. Y respeta tu tiempo para el descanso y para desconectar.
  • -Deja que todo fluya. No puedes controlarlo todo. Así que, deja que todo siga su curso, y no tengas miedo a las novedades. Al final la vida es cambio, y no tenemos el control de casi nada. Por ese motivo, disfruta de todas las experiencias que te ofrece la vida.

Preguntas frecuentes

¿Qué es la terapia online?

La terapia online es una intervención psicológica que se implanta mediante las nuevas tecnologías, como por chat, teléfono móvil, o videoconferencia. 
Debemos tener en cuenta que la terapia online tiene las mismas garantías y efectividad que la terapia presencial, pero con grandes ventajas, como son la comunicación directa y continua, el anonimato, realizar las sesiones donde y cuando quieras, etc. Apuesta por la terapia online y siéntete bien de nuevo.

¿Qué garantías tiene la terapia online?

La terapia online siempre será impartida por un psicólogo cualificado, empleando las mismas técnicas que la terapia tradicional. Por lo tanto, podemos afirmar que la terapia online tiene las mismas garantías terapéuticas que la terapia presencial.

¿Qué ventajas tiene la terapia online?

Entre las grandes ventajas que podemos encontrar en la terapia online, es recibir la ayuda que necesitas sin desplazamientos innecesarios, y en el horario que tú necesites. También puedes optar por el anonimato si lo prefieres, además la comunicación puede ser más directa y continua que en la terapia presencial. Y por último, el precio suele ser más asequible que la terapia impartida en una consulta física.

¿Para quién está dirigido la terapia online?

La terapia online está dirigida a cualquier persona que esté pasando un mal momento, y busque ayuda para afrontar esa situación. Además, es un servicio óptimo para todas aquellas personas que no quieran o no puedan desplazarse a una consulta presencial.

¿En qué consiste la terapia online?

En la terapia online se siguen las mismas estrategias y métodos que la terapia presencial. Así que, la terapia constaría de cuatro fases diferenciadas. En la primera se reuniría toda la información acerca de la problemática que quieras tratar. En un segundo paso, se establecerán los objetivos terapéuticos que se quieren alcanzar. Posteriormente, se realizaría la intervención terapéutica. Y por último, se haría sesiones de seguimiento para comprobar la evolución, y evitar recaídas.

¿Cuánto dura la terapia online?

La duración de la terapia dependerá de cada persona y de lo que quiera tratar. Puede ocupar desde pocas sesiones hasta las necesarias para poder superar la problemática que se quiera superar.

¿Cómo funciona el servicio de Terapia Online?

Los servicios de terapia online consisten en una suscripción mensual, que consta de dos sesiones mensuales de 45 minutos, pudiendo elegir entre hacerlas mediante chat escrito o llamada telefónica. Seguimiento continuo, y acceso a todos los cursos de apoyo emocional, que son un gran complemento a la terapia.

¿Hay permanencia o periodos mínimos?

En Psicólogo Emocional online no creemos en las permanencias ni en periodos mínimos. Tienes la plena libertad de darte de alta y de baja. Recuerda que tú gestionarás tu cuenta.

¿Tengo que pagar algo por darme de alta o de baja?

De ninguna manera. Darte de alta y de baja es totalmente gratuito. El único pago que efectuarás es la cuota mensual.

¿Cuál es la forma de pago?

El pago se efectuará mediante tarjeta, ya sea de débito o de crédito. El pago es totalmente seguro, y tendrás la garantía de que todos tus datos estarán siempre protegidos. Una vez te des de alta, el cobro de tu suscripción se efectuará el mismo día de cada mes. Es decir, si por ejemplo, te das de baja el día 5 de un mes determinado, el cobro se realizará el mismo día de cada mes de manera automática.

¿Y si solamente quiero apuntarme un mes para probar?

Una vez que te des de alta, tendrás tu nombre de usuario y una contraseña. Tú gestionarás tu propia cuenta. Por lo que si solamente quieres probar, puedes darte de baja tú misma cuando quieras.

¿Cómo me doy de alta?

Es muy sencillo. Solamente tienes que elegir el modo de terapia online que prefieras, y seguir los pasos de la plataforma de pagos. Al hacerlo tendrás tu nombre de usuario y tu contraseña, y una vez efectuado el pago tendrás acceso a tu cuenta. Es un proceso rápido y sencillo.

¿Cómo me doy de baja?

Es tan sencillo como darte de alta. Una vez quieras darte de baja, solamente tienes que acceder a tu cuenta y hacerle click al enlace de darte de baja, y ya está.

¿Qué hago si he olvidado mi contraseña?

No te preocupes. Siempre que olvides tu contraseña, podrás recuperarla en la pestaña que encontrarás cuando quieras acceder a tu cuenta.

¿Puedo suscribirme al servicio de terapia online si vivo fuera de España?

¡Por supuesto! Puedes suscribirte vivas donde vivas. Lo único que tienes que recordar es que las sesiones se realizan en el horario de España. Así que, si vives en otro país, ten en cuenta la diferencia horaria.

Contacta conmigo si tienes alguna duda acerca de cómo funcionan los servicios o de los precios de la terapia online. 🙂

    Información básica sobre protección de datos: Responsable: Daniel Molina Suárez Finalidad: Gestionar el envío de información y prospección comercial y dar acceso a los productos online. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: Empresas proveedoras nacionales y encargados de tratamiento acogidos a privacy shield. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos como se explica en la información adicional.